Barrio de San Marco

El barrio de San Marco es uno de los seis barrios que conforman la ciudad de Venecia. San Marco es el barrio más pequeño de Venecia. Sin embargo, es también el que más monumentos concentra. Además, los más importantes. Aquí encontraremos la Basílica de San Marcos, el Palacio Ducal, la Plaza de San Marcos, la Torre del Reloj o el Museo Correr.

Barrio de San Marco

El barrio de San Marco es uno de los seis barrios que conforman la ciudad de Venecia. San Marco es el barrio más pequeño de Venecia. Sin embargo, es también el que más monumentos concentra. Además, los más importantes. Aquí encontraremos la Basílica de San Marcos, el Palacio Ducal, la Plaza de San Marcos, la Torre del Reloj o el Museo Correr.

El barrio de San Marco es uno de los seis barrios que forman la ciudad de Venecia. Con total seguridad, el barrio de San Marco es el que contiene la mayor cantidad de monumentos y también los más relevantes y visitados. Por este motivo, también es el barrio con más presencia de turistas y el más atestado de gente. Pese a todo, en San Marco también podemos ‘’escondernos’’ de ese ajetreo que a veces se forma y callejear por los rincones escondidos de Venecia.

Información general

Pese a ser el barrio más turístico de Venecia, curiosamente es uno de los más pequeños. El barrio de San Marco es una absoluta explosión de grandes y fascinantes monumentos. Por todas partes nos encontraremos con las bellezas de Venecia… y habitualmente con mucha gente. Aunque apartándonos de los puntos principales, podremos encontrar calles tranquilas.

San Marco está considerado como el centro de Venecia, donde la actividad turística, social y cultural tienen su punto más alto. Su corazón es la Plaza de San Marcos, el escenario donde Venecia se muestra al mundo y uno de los lugares más bellos de la ciudad.

En el barrio, concretamente en esta plaza (la única de Venecia), se sitúan algunos de los cafés históricos de Venecia. Locales realmente de culto con una historia increíble, algunos presentes desde el siglo XVIII. Eso sí, tened cuidado con los precios.

Qué ver en el barrio de San Marco

En el barrio de San Marco tenemos el centro, como veíamos, con la Plaza de San Marcos. La plaza es uno de los sitios imperdibles de un viaje a Venecia. En ella, además de su magnífica belleza, nos encontramos con algunos de los monumentos más bonitos de la ciudad y de toda Italia.

Sin duda en esa descripción encaja perfectamente la Basílica de San Marcos. La también conocida como Catedral de Venecia es una enorme basílica de estilo bizantino con hasta 5 cúpulas y una decoración impresionante. Su interior está repleto de mosaicos con tonos dorados que marcan su identidad y muestran también el legado de una poderosa Venecia.

Barrio de San Marco

Nada que envidiarle tiene el Palacio Ducal de Venecia, también en el barrio de San Marcos. Al lado de la basílica, el que fue el edificio más importante de la República de Venecia nos hará sentirnos abrumados por su tamaño y por su atractivo estético. El palacio fue la residencia de los Dux, la figura que gobernaba la república veneciana, así como la sede del gobierno, de la justicia y el centro del poder de la Venecia potencia mediterránea.

En el barrio de San Marco tenemos muchos otros lugares increíbles como el Campanile de San Marcos, una torre de 98 metros de altura que constituye el campanario de la Basílica de San Marcos. Cerca del gran campanario está la Torre del Reloj, otro monumento espectacular. Y no solo monumentos, en el barrio de San Marco está también el Museo Correr, uno de los más destacados de Venecia.

¡Y lo que queda!

Por todo esto, durante vuestro viaje a Venecia seguro que pasaréis mucho tiempo en el barrio de San Marco. Y no es para menos, hay mucho que ver y disfrutar. Y eso que es uno de los más pequeños. Aun os quedarían otros 5 barrios por los que perderos, enamoraros de Venecia y volveros a encontrar entre puentes, canales y maravillas.